La conformabilidad de los apósitos, ¿Verdad o mito?

En el post anterior, cuando hablamos de los espacios muertos se introdujo el concepto de conformabilidad. Si buscamos el término conformable en el diccionario de la RAE vemos que es una palabra no registrada, se trata de un término anglosajón que hace referencia a la propiedad de un material que determina su moldeabilidad.

Cuando utilizamos el término conformabilidad en el ámbito del cuidado de las heridas nos referimos a la capacidad de adaptación, de modelación, que tiene un apósito para contactar de forma íntima con la superficie de la lesión. Así garantizamos la cobertura total para evitar la aparición de espacios muertos y las consecuencias negativas que de ello se derivan.

La conformabilidad de los apósitos

Diferentes autores han descrito los beneficios que la conformabilidad de un apósito aporta a la lesión, favoreciendo su cicatrización. Entre ellos destacamos:

  1. Protege los bordes de la herida y ayuda a mantener el ambiente húmedo en la interfase del apósito y la herida (Mouës et al, 2009)
  2. Previene fugas de exudado (Adderly et al , 2010)
  3. Rellena el espacio muerto para evitar el acúmulo de exudado y crecimiento bacteriano (Sibbald et al, 2009). Áreas de no conformabilidad se asociaron con aumento de la actividad microbiana ( Bowler et al, 2010)

Por otro lado, y según los documentos de consenso, la conformabilidad es una de las 19 propiedades que debemos valorar a la hora de escoger un apósito:

La conformabilidad de los apósitos

Fuente: World Union of Wound Healing Societies (WUWHS) Consensus DocuPment. Wound exudate: effective assessment and management Wounds International, 2019

 

¿Todas las espumas son iguales? No elijas cualquier apósito de espuma para tus pacientes

En el mercado existen muchos tipos de espumas de diferentes composiciones y modos de acción con el objetivo final de gestionar el exudado y proporcionar un entorno favorable para la cicatrización de la lesión.

Debemos saber que, aunque comparten el mismo objetivo, su forma de actuación, debido a sus características físicas, es diferente. La variedad de materiales y formulaciones existentes pueden suponer un desafío importante para los profesionales.

Durante los procesos de desarrollo y aprobación, los apósitos están sujetos a una variedad de pruebas de actuación en manejo de fluidos que incluyen:

  • Capacidad de absorción
  • Retención de líquidos bajo compresión
  • Resistencia del apósito cuando está mojado o seco
  • Absorción vertical
  • Impermeabilidad
  • Permeabilidad o tasa de transmisión de vapor de humedad (TTVH)
  • Propiedades de barrera bacteriana.
  • Gestión eficaz del exudado

Estas pruebas a menudo utilizan fluidos y entornos de heridas simulados (In Vitro) que debemos considerar de relevancia clínica moderada a la hora de seleccionar un apósito.

En 2017 se publicó una revisión Cochrane sobre apósitos de espuma para el tratamiento de las úlceras por presión (UPP). En esta revisión se realiza una descripción de los apósitos de espuma y nos dice que éstos normalmente contienen espuma de poliuretano hidrofílica diseñada para absorber el exudado mientras mantiene un medio húmedo en la herida. Asimismo, se pone de manifiesto que existe una necesidad real de generar evidencia para guiar al profesional en el uso de los diferentes apósitos de espuma.

Lo cierto es que el profesional debe conocer las necesidades individuales de la persona y su herida, y el comportamiento de los diferentes apósitos en un entorno práctico (In Vivo) para poder realizar una elección acertada dentro del gran catálogo que nos ofrece el mercado.

Dentro de esta oferta encontramos apósitos que han incorporado a su formulación de espumas de poliuretano una estructura alveolar que supone una herramienta importante con valor añadido en la gestión del exudado en diferentes aspectos:

  • Conformabilidad: A medida que absorbe el exudado, la espuma se expande y los alveolos aumentan de tamaño. Cuando esto ocurre de forma consecutiva en cada alveolo, el apósito cambia de estructura y se conforma a la topografía de cada herida.

  • Absorción vertical: Gracias a la estructura alveolar se produce una absorción vertical por capilaridad, protegiendo de esta manera los bordes de la herida.

  • Retención de Exudado: El exudado es bloqueado y retenido evitando la transmisión lateral del mismo, y disminuyendo el riesgo de maceración y daño de la piel perilesional, situación que adquiere gran importancia cuando utilizamos terapia de compresión. Cuando el apósito se somete a una presión externa, el cuello del alveolo se cierra y se colapsa, reduciendo el riesgo de fugas y sus consecuencias.

 

Otros de los factores que debemos valorar a la hora de la elección de apósito es la facilidad de aplicación y la relación coste – efectividad del producto (recuerda los 19 puntos del apósito ideal).

Los profesionales debemos considerar que un porcentaje muy elevado de las heridas que tratamos tienen menos de 2 cm de profundidad. Según el estudio presentado en la conferencia de heridas de Reino Unido, Harrogate 2017 el porcentaje de heridas de diferente etiología con una profundidad inferior a 2 cm representa casi el 80%.

La conformabilidad de los apósitos

Fuente: Brauwarth H., Forster J., Schmitt M., Bieber R., Kruschwitz S. Wound depth and the need of a wound filler in chronic wounds. Poster 282. Wounds UK Annual Conference, 2017. Harrogate

Según el citado estudio no es necesario utilizar apósitos de relleno en heridas con una profundidad menor de 2cm y sin tunelizaciones, ya que una espuma que incluye la tecnología alveolar consigue conformarse al lecho de la herida realizando una absorción vertical del exudado.

Consecuentemente, se minimiza el riesgo de aparición de espacios muertos y acúmulo de exudado, reduciendo la posibilidad de producir maceración en los bordes de la herida y la piel perilesional. Además, facilita la práctica clínica al no tener que usar apósitos de relleno y reduce los costes sanitarios.

Derribando mitos: de la teoría a la práctica

Como hemos dicho anteriormente el profesional debe aplicar los conocimientos sobre los diferentes apósitos y su experiencia práctica para adaptar sus cuidados a las necesidades y preferencias de las personas con heridas.

A continuación, veremos un caso real de cómo se abordó una herida compleja de difícil localización, con profundidad de 1cm y nivel medio de exudado. (Para la elaboración de este caso se ha contado con el consentimiento tanto verbal como por escrito de la persona):

              1) Paciente:

  • Sexo: Masculino.
  • Edad: 62 años.

              2) Alergias:

  • No alergias medicamentosas.
  • Alergia a la harina y a los ácaros.

              3) Profesión:

  • Pastelero.
  • Actualmente pensionista.

              4) Enfermedades:

  • Bronquitis crónica (atribuida al efecto de contacto de la inhalación de harina).
  • Disnea a esfuerzos moderados.
  • Enolismo moderado.

               5) Nutrición:

  • Obesidad Mórbida.

               6) Otras:

  • Estudio por Urología por tumoración hemiescrotal derecha no dolorosa en 1999 con resolución espontánea.
  • Fractura de Húmero en noviembre por caída accidental. Ante la falta de consolidación tuvo que ser intervenido en diciembre para reducción abierta y osteosíntesis.
  • IQ: Amigdalectomia, estrabismo, fimosis.
  • Fumador desde hace un año de 10-12 puritos al día.

                7) Situación basal:

  • Funciones superiores conservadas.
  • Autónomo.
  • Soltero
  • Vive con su hermano.
  • Índice de Barthel: 100.

 

En el posoperatorio del ingreso para la reducción del Húmero presenta estenosis de meato que necesita dilatación para colocación de sonda vesical por parte de urología. Posteriormente presenta anasarca progresiva y edema importante testicular con flictena y eritema. Evolución a edema escrotal bilateral con área sugestiva de necrosis (placa blanquinosa) en testículo izquierdo.

 

La conformabilidad de los apósitos

 

Se realizan las siguientes acciones:

  1. Punción testicular con extracción de líquido purulento a nivel de testículo derecho.
  2. Desbridamiento quirúrgico objetivándose extensa lesión necrótica en escroto.
  3. Cobertura sistémica con antibiótico según antibiograma.

Se inicia curas locales de la herida con apósito de tecnología alveolar debido a las dificultades de adherencia y absorción del exudado. Resvech 2.0 Inicial de 18.

Se realiza abordaje del caso mediante la herramienta del Triángulo de evaluación de las heridas (TEH).

Ver el caso inicial

Ver el caso final

 

La conformabilidad de los apósitos

 

En la imagen del apósito podemos apreciar como se ha adaptado al lecho irregular de la lesión cubriendo íntimamente toda la superficie. No ha precisado un apósito de relleno primario con lo que facilita la práctica asistencial y disminuye costes económicos.

Dada la evolución favorable de la herida se decide alta a domicilio con seguimiento ambulatorio en la unidad de Heridas complejas. Se mantiene cura con apósito de tecnología alveolar tres veces por semana: disminución del exudado, piel perilesional conservada, tejido granulación al 100% del lecho de la lesión y presencia de tejido epitelial en zonas periféricas.

Recibe el alta del centro y el caso se dirige a atención primaria para seguimiento y realización de curas de carácter ambulatorio. Resvech 2.0 al alta de 7.

 

La conformabilidad de los apósitos

 

«Espero que este post te haya servido de ayuda y de guía a la hora de tomar decisiones en tu práctica profesional. Si así ha sido, espero poder contar contigo para las siguientes entradas donde seguiremos hablando de temas relacionado con los espacios muertos, su gestión y la conformabilidad.»

 

Bibliografía:

  1. World Union of Wound Healing Societies (WUWHS) Consensus Document. Wound exudate: effective assessment and management Wounds International, 2019
  2. WalkerRM, Gillespie  BM, Thalib  L, Higgins  NS, Whitty   Foam dressings for treating pressure ulcers. Cochrane Database of Systematic Reviews 2017, Issue 10. Art. No.: CD011332. DOI: 10.1002/14651858.CD011332.pub2.
  3. Mike Waring; Martyn Butcher. An investigation into the conformability of wound dressings. Wounds UK 2011, Vol 7, No3

 

Ayúdanos a valorar este artículo
[Total:9    Promedio:3.9/5]
By |2019-05-24T12:07:42+02:0024-05-2019|Cuidado de la herida|Comentarios desactivados en La conformabilidad de los apósitos, ¿Verdad o mito?

About the Author:

Estrella Mesa
Diplomatura en Enfermería. 10ª Promoción URV (Tarragona). Máster en Deterioro de la Integridad Cutánea, Úlceras y Heridas por la Universidad Católica de Valencia. Máster Universitario en Ciencias de la Enfermería por Universitat Rovira i Virigili de Tarragona.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies